Salud

¿Ronquidos en exceso? Cuidado, puede sufrir apnea del sueño

Para muchos, roncar no es más que un problema social. Sin embargo, los ronquidos pueden ser la antesala de afecciones medicas más complejas como la apnea del sueño, que si no se trata, puede llegar a ser mortal.

Se estima que más del 60% de los chilenos son roncadores habituales. Si bien esta condición no representa mayores problemas para las personas, salvo desde el punto de vista social, puede ser un indicio de enfermedades graves como la apnea del sueño. Esta se caracteriza por la dificultad del paso del aire a través de la vía aérea, donde la respiración se detiene parcial o totalmente, al menos diez segundos.

Para el director clínico del Centro Nacional de Bruxismo y Dolor Facial, Dr. Rodrigo Silva, roncar no significa padecer apnea del sueño, pero la mayoría de las personas que tienen apnea del sueño roncan, por lo tanto es un aspecto a considerar a la hora de diagnosticar enfermedades más severas, sobre todo en situaciones en que el paciente ve interrumpido su descanso nocturno.

“Se suele pensar que roncar puede ser sinónimo de apnea, si bien en ambas se producen obstrucciones a las vías respiratorias, en la apnea este bloqueo es casi total, disminuyendo el nivel de oxígeno en la sangre mientras se duerme. Al ocurrir esto, el cerebro detecta esta baja en los niveles y despierta en estado de alerta – puede producirse de manera consciente o inconsciente en el paciente – estresando al corazón y otros órganos para volver a respirar, y así, reiniciar el ciclo del sueño, no logrando un descanso profundo”, asegura Silva.

Se estima que la apnea obstructiva del sueño afecta al 10% de los chilenos y que sólo el 5% de ellos busca atención especializada. En este sentido, se considera riesgosa para la salud ya que puede producir infartos cardíacos y cerebrales, arritmias, síndrome metabólico, entre otras afecciones. “Las personas que padecen apnea del sueño suelen presentar síntomas como ronquidos fuertes, somnolencia severa y cansancio durante el día, bajo rendimiento y falta de concentración”, agrega el Dr. Rodrigo Silva del Centro Nacional del Bruxismo y Dolor Facial.

La apnea del sueño aumenta su prevalencia en personas con sobrepeso, debido a que la grasa corporal presente en el cuello puede dificultar la respiración; en personas con cuellos más anchos de lo normal, pacientes con menos proyección del mentón, alérgicos, e inclusive en niños, quienes suelen presentar esta condición ante problemas de amígdalas, adenoides y alergias crónicas.

“En este último caso, investigaciones demuestran que los niños con apnea del sueño ven afectada su capacidad de expresar su inteligencia, mostrando menores resultados académicos en comparación con niños que no presentan dificultades para dormir. Una vez que este problema se resuelve, ellos regresan a sus niveles normales de rendimiento. Además, las personas que lo presentan, tienen una incidencia mayor en generar bruxismo”, enfatiza el Dr. Silva del Centro Nacional del Bruxismo (www.centrodebruxismo.cl)

En la actualidad, existen diversos y efectivos tratamientos para la apnea del sueño, los cuales buscan facilitar la respiración con máquinas de flujo de aire e inclusive operaciones correctivas. Un diagnóstico y un tratamiento oportuno puede mejorar considerablemente la calidad de vida de los pacientes, ya que aumenta la eficiencia diaria, los niveles de concentración y el buen ánimo.

Comentarios

Acerca del Autor

Equipo de Prensa

Equipo de Prensa

Hablamos de Salud, Belleza y Armonía para que disfrutes tu vida y sigas nuestros consejos diariamente.

Publicidad

Síguenos:

Publicidad